La adopción masiva de la marihuana en Estados Unidos está a punto de recibir un gran impulso. Las ventas de marihuana recreativa comenzarán en tres estados el próximo año, incluyendo al más grande de todos: California.

Ya está a la venta en cinco estados, pero la adición de un mercado de marihuana legal en California, con su masiva economía y población, cambiará dramáticamente el paisaje.

California tiene como objetivo abrir tiendas de marihuana minorista para el 1 de enero, Massachusetts y Maine planean abrir tiendas el próximo verano.

“Obviamente todavía tenemos mucho que hacer, pero sí, vamos a estar listos para el 1 de enero”, dijo Alex Traverso, portavoz de la Oficina de Control de Cannabis en California. “Emitiremos nuevas regulaciones en noviembre, así que estamos trabajando duro en ellas en este momento”.

Entre la lista de las regulaciones esperadas está una nueva supervisión del uso del agua —como el riego por goteo y la reutilización de aguas residuales— que podría resultar costosa para las empresas de marihuana. Otras reglas requerirán licencias y verificación de antecedentes para distribuidores y capacitación en seguridad y educación para los consumidores.

Dispensarios como Green Alternative, que tiene 10,000 pacientes en San Diego, se están preparando para agregar clientes no médicos a su clientela.

“Estamos en el proceso de almacenar cannabis con el fin de satisfacer las necesidades del mercado”, dijo Zach Lazarus, director de operaciones de la Green Alternative. “Creemos que habrá una gran demanda, y en promedio vendemos de dos a cuatro libras [por día], y esperamos vender tres o cuatro veces más que eso cuando abramos las puertas para [el consumo] recreativo”.

Esto requiere no solo de acumular marihuana, sino de negociar obstáculos a nivel estatal y local, para la concesión de licencias, la zonificación, la fiscalización y otros temas.

Erik Altieri, director ejecutivo del grupo de prolegalización NORML, dijo que podría tomar más tiempo que de aquí a enero “para establecer el proceso de regulación y para averiguar cómo el nuevo mercado recreativo coexistirá junto al mercado médico, que ya es bastante grande”.

La Oficina de Control de Cannabis en California abrió sus regulaciones propuestas a la revisión pública y comenzó a celebrar reuniones comunitarias en forma de talleres en Long Beach, Fresno y Sacramento en septiembre.

Massachusetts implementará las ventas de marihuana minorista el 1 de julio, una vez que los funcionarios del estado determinen si ciertas localidades podrán mantener una prohibición de la marihuana en sus respectivas ciudades, dijo Altieri.

“Estamos comprometidos a cumplir ese plazo”, dijo Steven Hoffman, presidente de la Cannabis Control Commission en Boston, que realizó su primera reunión el 12 de septiembre sobre el desarrollo y la implementación de regulaciones.

Maine tendría el mercado más pequeño, y no está claro cuándo comenzará a operar. Dan Tartakoff, secretario del Comité de Implementación de Legalización de la Marihuana de los legisladores estatales, dijo que los proyectos de reglamentos fueron publicados en septiembre proponiendo una tasa fiscal del 20%.

Estos estados ya tienen programas de marihuana medicinal y dispensarios, pero pronto también tendrán tiendas que puedan vender marihuana recreativa a cualquier persona de 21 años o más. Los dispensarios de marihuana recreativa ya existen en Colorado, que fue el primero en legalizar la marihuana para adultos en 2014, y también en Washington, Oregon, Alaska y Nevada, que comenzó en julio de este año.

Los votantes en California, Massachusetts y Maine aprobaron la legalización de la marihuana recreativa en los votos del referéndum en noviembre de 2016, el mismo día que Donald Trump fue elegido presidente. Por lo general, toma por lo menos un año para que los funcionarios estatales establezcan reglamentos para la industria.

La adición de California podría aumentar las ventas a nivel nacional a 24,100 millones de dólares para 2025, de acuerdo con New Frontier Data, que hace un seguimiento de la industria del cannabis. Eso se compara con los 6,600 millones de dólares en 2016.

California fue el primer estado en legalizar la marihuana medicinal, en 1996, y se espera que las ventas de ese mercado totalicen 2,760 millones de dólares este año. La apertura del mercado minorista ampliará dramáticamente las ventas, a 3,800 millones en 2018, y a 6,600 millones de dólares en 2025, según proyecciones de New Frontier Data.

También significa que toda la Costa Oeste será una zona libre para la venta de marihuana al por menor, a medida que la industria obtiene sus primeros mercados legales en la Costa Este. América del Norte se volverá aun más verde el próximo año, porque Canadá se está preparando para legalizar la marihuana recreativa en todo el país.

En Massachusetts, se espera que las ventas aumenten de 106 millones de dólares en 2017 a 457 millones de dólares en 2018, y eventualmente a 1,400 millones de dólares en 2025, según New Frontier Data. El mercado es más pequeño en Maine, que se espera que aumente de 83 millones de dólares este año a 175 millones de dólares el próximo año, y a 434 millones de dólares para 2025.

Fuente: http://expansion.mx/economia/2017/10/09/en-2018-california-cambiara-debido-a-la-marihuana-minorista


Comentarios

359,09 ms